Cada año mueren un millón de aves y cien mil mamíferos como consecuencia de los millones de toneladas de plástico que inundan nuestros océanos.
Además, estos vertidos producen daños en la actividad pesquera, elevando los costes de reparación de buques y limpieza de costas a 13 billones de dólares al año (UNEP 2014).

La recogida pasiva de Ocean Cleanup consiste en la unión de un conjunto de barreras flotantes y plataformas al fondo del mar que permiten concentrar el plástico antes
de su extracción del océano. Un proceso de retirada 100 % natural a través del viento y las corrientes capaz de evitar la recogida de la fauna y flora marina.
Más información sobre el proyecto, documentación técnica y crowfunding, en: theoceancleanup.com